Comunicado a la MANE

El pasado 16 y 17 de Noviembre estuvimos en el encuentro programático de la MANE (Mesa Amplia Nacional Estudiantil) que se hizo en la Universidad Nacional de Colombia sede Bogotá; a este encuentro confluyeron muchas universidades regionales, distritales y algunas organizaciones estudiantiles. En este espacio se planteaba la posibilidad de llegar a suspender el paro nacional estudiantil debido a que el gobierno de turno del presidente Santos había retirado la reforma a la educación superior (Ley 30) gracias a las constantes presiones a las que se vio sometido debido a la unión, organización y fuerza del movimiento estudiantil; esta unión cabe resaltar se pudo dar gracias a la colaboración de todo el estudiantado a través de la MANE, en donde confluyó la mayoría de estudiantes.

Muchas y muchos se planteaban la posibilidad de que se suspendiera el paro siempre y cuando el gobierno diera garantías para construir el modelo alternativo de educación, otros exigían que además de estas garantías se liberara a los y las estudiantes que fueron detenidos y detenidas en las marchas, algunos por el contrario afirmaban que el paro no se debería suspender debido a que el gobierno no cumpliría con las condiciones exigidas, todo esto se dio en el marco de una “asamblea estudiantil”, pero la verdad es que esta asamblea y este espacio supuestamente democrático no es mas que un grupo exclusivo de estudiantes que se encuentran en algunas organizaciones y solo buscan satisfacer sus intereses particulares o los que les favorezca a sus organizaciones y partidos políticos.

Durante el trascurso del encuentro programático las indignaciones iban y venían debido a que las/los estudiantes no estaban conformes con el desarrollo de esta asamblea, ni con las personas que se encontraban en la mesa ya que estas no fueron elegidas sino que fueron impuestas, el turno de la palabra era dado a aquellos/as que pertenecieran a su misma organización y a los y las estudiantes que gritaran o alzaran más la voz.

Debido a esta razón muchas/os estudiantes no se sintieron conforme con la MANE, así que organizaron la MANE alterna o la MANE en disenso en donde confluyeron muchas universidades regionales y también distritales e hicieron un comunicado de exigencias y afirmaban que sólo si este era cumplido en su totalidad el paro se suspendía, entre los puntos que conformaban este comunicado se encontraban; la liberación de las y los estudiantes que fueron detenidos/as en las marchas, la reactivación del semestre de TODAS las universidades, garantías para la construcción de la propuesta de educación SÓLO por parte del estudiantado y de sectores sociales, y desmilitarización de las universidades entre otras.

El grupo exclusivo sin escuchar, ni prestar atención al planteamiento de la MANE alterna, emitió su comunicado de que el paro se suspendía cuando el gobierno diera garantías verdaderas para la construcción del modelo alternativo de educación, se hiciera efectivo el retiro del proyecto de ley y por último que el gobierno se comprometiera a dar garantías para la movilización estudiantil.

Este comunicado se emitió en los medios de comunicación y a los pocos días ya estábamos en clase sin tener garantías verdaderas para la construcción de la reforma a la educación Universitaria que tanto necesitamos y sin tener garantías eficaces a la protesta y a la movilización estudiantil. El rechazo al funcionamiento, estructura y organización de la MANE se hizo evidente en gran cantidad de estudiantes los cuales pusieron su confianza en el movimiento estudiantil y esto se vio evidenciado en la casi nula -comparada a las demás marchas- asistencia a la pasada movilización latinoamericana.

Por esta y muchas razones más creemos que el movimiento estudiantil debe ser fortalecido pero no por organizaciones que quieren protagonismos, no queremos pedir al gobierno, queremos exigir la educación que anhelamos y necesitamos, que sea accesible a todo el pueblo, con gratuidad, y de calidad, nos declaramos en contra de estos protagonismos de algunas organizaciones tradicionales y afirmando nuestra posición como sindicato estudiantil consideramos que el movimiento de los estudiantes debe ser defendido, apoyado y no vendido, consideramos que esta unión que caracterizó a todos los y las estudiantes debe consolidar la educación que se necesita, no creemos que ir pidiéndole al gobierno a medias sea la solución, EL ESTUDIANTADO ES LA FUERZA Y ASÍ COMO DERROCAMOS ESA REFORMA, PODEMOS DERROCAR ESE MODELO EDUCATIVO MEDIOCRE Y PRECARIO QUE NOS HAN IMPUESTO.


ULE
Sindicato Estudiantil
Federación Regional Cundinamarca